1. Home
  2. »
  3. Mercados
  4. »
  5. La industria de la construcción es optimista para 2020

La industria de la construcción es optimista para 2020

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest

A finales de enero de 2020, 58.053 personas del sector de la construcción estaban registradas como desempleadas en el Servicio Público de Empleo (AMS), un 7,8% (-4.896) menos que en enero del año anterior. Así pues, el desempleo ha disminuido durante 48 meses consecutivos y a finales de enero de 2020 era un 22,9% más bajo que a finales de enero de 2016. 2.683 personas están actualmente en formación.

En 2019, 36.400 empresas de la industria de la construcción empleaban un promedio de 271.330 trabajadores, más 14.163 empleos marginales. El 83 por ciento de las empresas tienen de uno a nueve empleados, sólo 75 empresas tienen más de 250 empleados. El 7,1 por ciento de las personas empleadas trabajan en la industria de la construcción.

Tres de cada diez empleados en la construcción son extranjeros, 80.965 personas tienen nacionalidad extranjera. La proporción de extranjeros que trabajan en las obras de construcción está aumentando considerablemente: en 2019, dos tercios más de extranjeros estaban empleados en la industria de la construcción que en 2008. El aumento de alrededor de 32.500 personas se debe principalmente a los empleados de los países que se adhirieron a la UE en 2004: 18.604 de ellos son ciudadanos polacos, húngaros, eslovacos y eslovenos, mientras que 13.318, o el 5% de las personas empleadas en la industria de la construcción en su conjunto, también tienen su residencia en los países vecinos y se desplazan al trabajo.

«La industria de la construcción fue uno de los principales pilares del mercado laboral en 2019 y también se está desarrollando muy favorablemente en enero de 2020. No obstante, este sector también se enfrenta a desafíos: Los empleados están envejeciendo y las personas mayores desempleadas del sector de la construcción tienen dificultades para encontrar un trabajo de nuevo al comienzo de la temporada de construcción – a menudo también debido a las restricciones de colocación relacionadas con la salud», dice el miembro de la junta directiva de la AMS, Johannes Kopf.

El número de desempleados en el sector de la construcción está sujeto a fuertes fluctuaciones en el curso de un año debido a las condiciones meteorológicas. En enero de 2020, el desempleo era 3,9 veces mayor que en julio de 2019, el mes con el menor número de personas registradas. Las personas mayores y las personas con restricciones de colocación relacionadas con la salud, en particular, tienen dificultades para encontrar un trabajo en la industria de la construcción, incluso durante la temporada alta. Esto se debe a que los empleados del sector de la construcción están envejeciendo: mientras que el número de empleados menores de 25 años se ha reducido en un 16,0 por ciento hasta 45.216 desde 2008, el empleo de personas mayores ha aumentado simultáneamente en más de la mitad (+57,4 por ciento) hasta 64.352 en 2019.

El sector público ha invertido mucho en la construcción de viviendas en los últimos años, según el Servicio de Empleo Público. La AMS espera que estas inversiones disminuyan sólo ligeramente debido al continuo crecimiento de la población y al aumento de los precios de los bienes inmuebles, a pesar del menor desarrollo económico.

En una comparación interanual de 2019 y 2018, la industria de la construcción es el sector con el mayor aumento absoluto del empleo y la disminución del desempleo. Sin embargo, con un 8,9%, la tasa de desempleo en 2019 estaba por encima de la media austriaca del 7,4%.

La industria de la construcción también ofrecerá puestos de trabajo adicionales en los próximos años. Según el Instituto de Investigación Económica (Wifo), el 95 por ciento de las empresas tienen suficientes pedidos. Para el 39% de las empresas, la escasez de mano de obra es un obstáculo importante para la producción, y el clima juega un papel comparativamente menor.

La industria de la construcción también ofrecerá puestos de trabajo adicionales en los próximos años. Según el Instituto de Investigación Económica (Wifo), el 95 por ciento de las empresas tienen suficientes pedidos. Para el 39% de las empresas, la escasez de mano de obra es un obstáculo importante para la producción, el clima juega un papel comparativamente menor.

El pronóstico a mediano plazo de la Wifo supone una demanda de mano de obra de 15.000 (+0,8 por ciento) por año hasta 2025. Los trabajadores no cualificados se beneficiarán sólo ligeramente de esta demanda de mano de obra, y existe una demanda de personas con formación en el campo de la construcción de edificios y especialistas en expansión. En 2019, las empresas del sector de la construcción comunicaron a la AMS 31.129 vacantes, un 7% más que el año anterior.

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on tumblr

Noticias Relacionadas